¡Hola chic@s!

Como veis ¡ya ha llegado el buen tiempo! A llegado la hora de salir de paseo con la familia, pasar la tarde en una terracita con los amigos, hacer deporte al aire libre... ¡Y comenzar la operación bronceado perfecto!
 
Por ello, en Parafarmacia24h de esta semana os contaremos cómo preparar nuestra piel para recibir, de manera segura, los primeros rayos de sol. ¡Tomad nota!

Con la llegada del buen tiempo y el uso de prendas más cortas, nuestra piel está constantemente expuesta a los efectos beneficiosos y nocivos de los rayos del sol. Aunque a veces no nos demos cuenta, el sol también nos aporta grandes beneficios, como la vitamina D, sin la cual nuestros huesos no se formarían correctamente... Pero también tiene sus riesgos, ya que como sabéis, si no protegemos nuestra piel adecuadamente del sol podemos sufrir quemaduras, manchas, arrugas e incluso lo peor, el temido cáncer de piel...
 
La mejora manera de proteger nuestra piel de la radiación UV del sol es utilizar un protector solar adecuado a nuestro tipo de piel. Esto debe formar parte de nuestro día a día, no solo cuando vayamos a tomar el sol como solemos hacer, sino que cada vez que salgamos a la calle, debemos aplicar protección solar en las zonas expuestas como la cara, el cuello, escote, brazos y manos.
 
Pero no solo la protección solar protege nuestra piel, existen algunos alimentos que son grandes aliados de nuestra piel y la protegen de la radiación solar.
 
Cuando exponemos nuestra piel a la radiación solar provocamos la formación de radicales libres que causan fotoenvejecimiento y dañan nuestra piel. 
Para evitarlo, podemos consumir ciertos nutrientes y componentes bioactivos, que se encuentran en algunos alimentos. Estos nutrientes tienen un potente efecto preventivo frente a los daños por la radiación UV.
Algunas de estas sustancias son la vitamina C, E, el selenio, el té verde, el extracto de melón, la vid roja... Sin embargo, no debemos olvidar que estos alimentos no sustituyen en ningún momento a los protectores solares, sino que los podemos consumir para complementar su acción.

¿Sabéis que podéis preparar vuestra piel con un solo gesto sin tener que variar vuestra dieta?
Si... ¡Habéis leído bien! Con Genosul prepararéis vuestra piel desde el interior con un solo gesto.
Este preparador solar está específicamente indicado para pieles blanquitas o sensibles. Cuenta con una gran eficacia gracias a su exclusivo complejo Astaxactive, creado a base de astaxantina, vitamina E y beta-carotenos, los cuales protegen nuestras células del daño oxidativo de los rayos UV.
 
Así que ya sabéis, si queréis conseguir un bronceado perfecto, sano y seguro antes de que llegue el verano ¡tomad Genosul!