¡Hola a tod@s!

En Parafarmacia24horas sabemos que el paracetamol y el ibuprofeno son medicamentos cuya función es analgésica, y son los más comúnmente utilizados para aliviar dolores como el dolor de cabeza o el dolor menstrual.

Su adquisición es fácil ya que no precisan receta médica y podemos encontrarlos en todas las farmacias.
Ambos medicamentos son eficaces reductores de fiebre y potentes analgésicos, además el ibuprofeno actúa un poco más rápido que el paracetamol y reduce la inflamación. Aunque el paracetamol sea comparable en algunos aspectos con el ibuprofeno, éste no tiene las mismas propiedades antiinflamatorias, aunque el ibuprofeno puede tener efectos secundarios más perjudiciales, sobretodo a nivel estomacal.
 
Pero debemos conoces cuáles son sus diferencias y cuándo está recomendada su administración.
 
El paracetamol es conocido por ser el analgésico por excelencia. Se prescribe para aliviar los dolores moderados o suaves, como el dolor de muelas, de cabeza, menstruales, calmar estados gripales o enfermedades como la artritis o la artrosis. También es antipirético, por lo que también es eficaz para bajar la fiebre.
El paracetamol trabaja directamente sobre los nervios y receptores del cerebro para aliviar el dolor, por lo que es más eficaz para tratar los dolores de cabeza.
Se puede tomar con otros antibióticos y medicamentos para tratar el resfriado.
 
No suele notarse su efecto hasta que hayan transcurrido de 45 a 60 minutos de la primera dosis, y el dolor y la fiebre se reducen pasadas unas 4 horas.
No debe usarse en personas con problemas hepáticos ya que si se consume excesivamente puede ser perjudicial para el hígado.
 
 
El ibuprofeno también es analgésico y antipirético, pero además posee un efecto antiinflamatorio. 
Se usa para tratar la fiebre alta, disminuir los dolores y la inflamación del punto donde se haya producido la lesión, siendo más eficaz para aliviar dolores musculares o lesiones corporales donde la inflamación sea un factor.

Funciona más rápidamente que el paracetamol, notándose su efecto a los 30 minutos y pudiendo durar hasta 6 horas aunque tiene efectos secundarios negativos como malestar estomacal.
Si se toma de forma diaria durante periodos prolongados (más de dos semanas seguidas) sus productos químicos ácidos pueden causar úlceras estomacales y quemaduras en la mucosa del estómago.
 
Aunque la hemorragia interna no es común, es un factor de riesgo.
Además puede reducir la capacidad de nuestro cuerpo para formar coágulos de sangre, por lo que el ibuprofeno es menos eficaz en personas con grandes heridas o hemorragias considerables.
 
¡Recuerda esto y sabrás cuál de los dos necesitas!